¿Estás en lo Correcto?

¿Cuándo fue la última vez que te dejaste ir por la ira y ofendiste a alguien o te ofendieron a ti?

Escrito por ECHD on 03/11/2020
Series: Devocionales

Por lo tanto, si presentas una ofrenda en el altar del templo y de pronto recuerdas que alguien tiene algo contra ti, deja la ofrenda allí en el altar. Anda y reconcíliate con esa persona. Luego ven y presenta tu ofrenda a Dios.

Mateo 5:23-24

La palabra de Dios dice que Él ama a Su pueblo cuando “escuchan atentamente la voz del Señor su Dios y hacen lo que es correcto ante sus ojos” (Éxodo 15:26). Parte del actuar con rectitud es tratar de estar alerta cuando ofendemos a alguien o le tratamos injustamente. Una vez nos damos cuenta que hemos hecho algo incorrecto, necesitamos arrepentirnos y pedir perdón.

Un Ejemplo de Una Ofensa

Dios nos instruye a "hacer lo que es correcto, a amar la compasión y a caminar humildemente con Dios” (lee Miqueas 6:8). La palabra de Dios nos relata historias de Su pueblo: cuando ellos hacían lo correcto, Dios les bendecía; cuando hacían lo incorrecto, Dios les corregía. 

Los Cristianos pueden depender del Espíritu Santo para recibir dirección. El apóstol Pablo enseñó: “dejen que el Espíritu Santo los guíe en la vida. Entonces no se dejarán llevar por los impulsos de la naturaleza pecaminosa” (Gálatas 5:16).

Él/ella me ofendió a Mí

A veces nos dejamos llevar por las emociones y por el que "él me ofendió primero" y reaccionamos sin pensar. Sentimos como si alguien fuese nuestro enemigo y le atacamos, ya sea de palabra o acción. También puede pasar que tu seas el ofendido. En Mateo 5:43-48, Jesús nos instruye a orar por nuestros enemigos y que el perdón juega un papel significativo en esto. Debemos perdonar y Dios nos quita un tremendo peso de encima cuando perdonamos y oramos por aquellos que nos han ofendido.

¿Qué hago si YO he ofendido a alguien?

¿Y qué pasa si fuiste tú quien ofendiste a alguien? ¡Muy buena pregunta! En Mateo 5:23-24 (lee arriba) Jesús nos aclara que inmediatamente debemos ir donde la persona, pedir perdón y hacer las paces para tener una reconciliación. 

Si fuiste grosero con alguna persona o si alguien viene donde ti y te dice que has hecho algo mal contra ellos que a lo mejor no sabías, en ese momento en que tienes conocimiento de ello, debes corregirlo. Necesitas disculparte y pedirle perdón a ellos y a Dios, y así hacer la paz. La Palabra de Dios nos recuerda que “si confesamos nuestros pecados a Dios, él es fiel y justo para perdonarnos nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad” (1 Juan 1:9).

Cuando se nos ha perdonado, debemos recordar pedirle a Dios que nos ayude para no volver a ceder a la tentación y pecar otra vez. La Palabra de Dios nos dice, “Ahora pues, arrepiéntanse de sus pecados y vuelvan a Dios para que sus pecados sean borrados” (Hechos 3:19).

Ora esta semana:

Señor, ayúdame a recapacitar y dame humildad para pedir perdón a aquellos a quienes he herido, ya sea de palabra y/o acción. Perdóname Señor por haberlo hecho. Ayúdame a estar consciente de mis acciones para no hacerlo más y dame la oportunidad y el amor para perdonar a aquellos que me han herido a mi. Te lo pido en el nombre de Tu Hijo Jesús, amén.


¿Quién te ha herido de tal manera que sientes que no puedes perdonarle? ¿Cómo te podemos ayudar a hacerlo? Conéctate, estamos aquí para ayudarte.

Haz clic AQUÍ para hablar con alguien al respecto.

¿Te gusta este contenido?

¿Te gustó lo que acabas de leer? Suscríbete para recibirlo en tu buzón como un e-mail.

Suscríbete

Dios nos Perdona a Todos

Cualquiera que sea tu trasfondo o tu testimonio – Dios puede usarte para ayudar a otros a que Le conozcan, Le amen y Le sigan.

¿Cómo Puedes Arrepentirte de tus Pecados?

Si deseas arrepentirte, lo primero que debes hacer es reconocer tu pecado y luego, humildemente confiesa tu pecado a Dios, reconociendo que tu estado pecaminoso es un asunto serio.